banner poetas peruanos
HOME | ENSAYOS | FICCION |  MAS POETAS | ENLACES
Otro poeta básico peruano es Luis Valle Goycochea; en un poema narrativo nos dice: "las palanganas lucen/ el agua más"  
transparente de las aguas - Ana María Intili hace gala de ricas imágenes llenas de nostalgia:"  
"mis hermanos mayores/gigantes como el león/como la vida/como la ausencia/"   
PAGINA DIECISEIS   

ENCUENTROS
Encuentre aquí su pareja
solo mayores de edad
Click para más info:
Easyencuentro


UNO
  • Pablo Guevara
  • Jorge Bendezú Canales
  • Alberto Vega
  • Enrique Verástegui
  • Javier Huapaya
DOS
  • Washington Delgado
  • Juan Carlos Lázaro
  • Miguel Carrillo Natteri
  • Gustavo Armijos
  • María del Cármen Ulloa
TRES
  • Alejandro Romualdo
  • José Livia Torino
  • Elvira Ordóñez
  • Ulises Valencia
  • Julio Aponte
CUATRO
  • Jorge Eduardo Eielson
  • Luis Hernández
  • Angel Yzquierdo Duclós
  • Roberto Rosario
  • Filonino Catalina
CINCO
  • Javier Sologuren
  • Jorge Pimentel
  • Cecilia Izquierdo Ríos
SEIS
  • Enrique Peña Barrenechea
  • Carlos Garayar
  • Max Dextre
  • Miguel Angel Zapata
  • Celia Flores
SIETE
  • Poetas del Asfalto o
    Poesía Beat
    del Jirón Quilca
OCHO
  • Yolanda Westphalen
  • Armando Arteaga
  • Jorge Espinoza Sanchez
  • Porfirio Mamani Macedo
NUEVE
  • Carlos Germán Belli
  • María Emilia Cornejo
  • Oscar Málaga
  • Miguel Ildefonso
DIEZ
  • Sebastian Salazar Bondy
  • Leopoldo Chariarse
  • Carlos Zúñiga Segura
  • Cesáreo Martinez
  • Olga Manyari Rey de Córdova
  • Carlos A. Guevara Morán
ONCE
  • Magda Portal
  • Rodolfo Hinostroza
  • José Watanabe
  • Carlos Olivera
DOCE
  • Mario Razzeto
  • César Toro Montalvo
  • Luis Valdés Pallete
  • Carlos Wetherman
TRECE
  • Blanca Varela
  • Juan Cristóbal
  • Félix Puescas Montero
  • Samantha Berger
CATORCE
  • Esther M. Allison
  • Antonio Cisneros
  • Mirko Lauer
  • Carlos Portocarrero
QUINCE
  • Luis Nieto
  • César Calvo
  • Alonso Ruiz Rosas
  • Alida Castañeda Guerra
  • Josefina Barron
DIECISEIS
  • Luis Valle Goycochea
  • Manuel Morales
  • Delia Vargas Machuca
  • Ana María Intili
  • Frank Otero Luque
DIECISIETE
  • Reynaldo Naranjo
  • Feliciano Mejía
  • Vladimir Herrera
  • Hernán Hurtado Trujillo
DIECIOCHO
  • Abraham Valdelomar
  • José Cerna
  • Alejandro Medina Bustinza
  • Juan Carlos de la Fuente
DIECINUEVE
  • Manuel Moreno Jimeno
  • Manuel A. Rodriguez
  • Nelson Castañeda
  • Mapy Kruger
  • Héctor Ñaupari
VEINTE
  • Emilio Adofo Westphalen
  • Catalina Recavarren
  • Rosella di Paolo
  • Alberto Gonzales Alcántara
VEINTIUNO
  • Alejandro Peralta
  • Leo Zelada
  • Ladislao Plasencki
  • Willy Gómez Migliaro
  • Isabella Fendi
VEINTIDOS
  • Arturo Corcuera
  • Winston Orrillo
  • Alberto Valcarcel
  • Federico Torres
  • Gustavo Zorrilla
VEINTITRES
  • Samuel Velarde
  • Percy Gibson
  • Alberto Hidalgo
  • Giovanna Pollarolo
  • Raúl Heraud
VEINTICUATRO
  • Antenor Samaniego
  • José Luis Ayala
  • Sandro Chiri
  • Oscar Aguirre Méndiz
VEINTICINCO
  • Leonidas Yerovi
  • Florencia del Río
  • Tulio Mora
  • Frank Herbert Alfaro
VEINTISEIS
  • Marco Martos
  • Abelardo Sánchez León
  • Roger Santivañez
  • Rodolfo Pacheco
VEINTISIETE
  • José María Arguedas
  • Ricardo Silva Santisteban
  • Nilton Santiago
  • Vedriano Lozano Achuy
VEINTIOCHO
  • Alberto Ureta
  • Francisco Carrillo
  • Eduardo Chirinos
  • Víctor Guillén
VEINTINUEVE
  • Gustavo Valcárcel
  • Rocío Silva Santisteban
  • Josefina Jimenez
  • Carlos guevara Moran
  • Alessandra Tenorio
TREINTA
  • Luis Fabio Xammar
  • Juan Ramítez Ruíz
  • Héctor Rosas Padilla
  • Marcela Robles
TREINTIUNO
  • Augusto Tamayo Vargas
  • Guillermo Mercado
  • Marita Troiano
  • Rodolfo Ybarra
  • Virginia Macías Torres
TREINTIDOS
  • Ricardo Palma
  • Augusto Elmore
  • Carlos López Degregori
  • Rosina Valcarcel
  • Luzgardo Medina Egoavil
TREINTA Y TRES
  • Federico Barreto
  • Nelly Fonseca Recavarren
  • Chrystian Zegarra Benites
TREINTA Y CUATRO
  • César Moro
  • Carolina O. Fernández
  • Víctor Coral
  • Serapio Bajalqui Mitma
TREINTA Y CINCO
  • Xavier Abril
  • Lola Thorne
  • José Luis Grados
  • Enrique Carbajal
TREINTA Y SEIS
  • Ricardo Peña Barrenechea
  • Juan Ojeda
  • Roxana Crisólogo
  • Fransiles Gallardo
TREINTA Y SIETE
  • Manuel Scorza
  • Livio Gómez
  • Roger Casalino Castro
  • Gaby Arce Muñoz
TREINTA Y OCHO
  • Federico Sassone
  • Lily Moral
  • Patricia del Valle
  • Elisa Fuenzalida
TREINTA Y NUEVE
  • César Vallejo
  • Carlos Reyes Ramirez
  • Ana María Falconí
  • Rolando Sifuentes



Página hecha con:
Notepad++
Notepad++


EL SABADO Y LA CASA

Luis Valle Goycochea

20

Es cuando abrimos los ojos tras la siesta
y se encuentra el lugar
de la cuenta quebrada, y se echa
de menos al que falta, cuando el gato
ronronea al sol
haciendo una buena digestión...
Se advierte
en todo una lánguida color,
y se miran las cosas
como después de un viaje...Todo tiene
un extraño aspecto lívido...Se orillan
inocentes peligros...

Cerca al umbral soleado de las casas,
las palanganas lucen
el agua más transparente de las aguas.

Peinan a los chicuelos sus mamás mojando
distintos peines sucios
en iguales porciones de agua que se irisan
a la sumersión periódica del peine...
Yo me pongo a contar las filas de saúcos.
Esta mañana se ha ido no se quien entrañable...
Mamá suspira:
-A esta hora estará bajando
a todo el calor del Marañón...

		Y SE ME OCURRE PENSAR



		    Manuel Morales



			A Evanice M. Signori



			Es hermosa porque es joven y está

			enamorada

					Vasco Pratolini



	Y se me ocurre que al otro lado del mundo

	el amor siempre perdurará

					como aquel

	último jazz que el orgullo no alcanzó a quemar y/o colgar

		sobre la tierra.

	Y siempre estaremos desnudos

		convertidos en nuestra propia piel radiante

	Es decir libres de vanidad

		llenos de sabiduría como el agua.

						Y aun

	con nuestra soledad llena de pájaros

		pondremos ojos gigantes a la lluvia/

	para que nos mire y nos oiga con la más curiosa extrañeza/

	para que riegue la rosa que crecerá eterna

				en la Rua Silva Jardín s/n

	allá al otro lado del mundo

				en Palmeiras.

	Y así iremos edificando

		una tras otra

				la primavera

	en cualquier calle del mundo/

			con grandes y pequeñas palabras

	voces que nos enseñarán

		hablar y/o gritar llamando

	a Gelinho & Ana Maris & Oneida &

		a Enedir con ojos y cuchillos

	a desconocidos sin nombre

		-sin sombras detrás de sus mundos-

	en el cine donde nuestro amor respiró el gesto

		la adhesión de miles y millones de enamorados.

	Y se me ocurre pensar que somos bellos. /Bello es 

						también

	    todo "lo que se ama y permanece":

				una esquina una calle

	una mujer que escucha

			que intuye

					el olor del mar

	y la historia secreta de las piedras. (Bello es estar

						desnudos

	    involucrados en la nomenclatura

			de la carne/el amor/el mundo/

		mientras nuestra raíz

				se erige

				o mientras escuchamos

	la última noticia subversiva

			relacionada con el Capitán Lamarca

	detectado en Sao Paulo y Bahía y Minas Gerais es dicir:

		en todo Brasil

	    PORQUE EL ES EL BRASIL INVISIBLE).

	Y pienso que al otro lado del mundo,

	mi mundo dio 20,000 millones de vueltas. Y el amor

	siempre perdurará

			como aquel

	último jazz que el orgullo no alcanzó a quemar y/o

						colgar

		sobre la tierra.



					Río 17/5/71




ACARICIAME MI AMOR

Delia Vargas Machuca de Caravedo

Acaríciame, como si fueran
lánguidos aleteos de palomas
mensajeras del amor

Acaríciame,
asi podré vivir dulcemente
ilusionada con tu recuerdo

Acaríciame, lentamente
arráncame esta nostalgia
que me acompaña
en lo profundo del alma

Acaríciame, en la eternidad
del suave olvido
del tiempo y la distancia

Acaríciame,
quiero sentir tu aliento y el mío
en tierna comunicación

Acaríciame, mi amor
deseo sentirme estremecida
entre tus brazos

Acaríciame,
quiero vivir unida y fundida
en el fondo de tu ser

El amor es tierno hermoso
son tenues sollosos
que aprisionan mis sentidos

Acaríciame, mi Amor


   E S P A C I O

    Ana María Intili

creces como
mis hermanos mayores
gigantes como el león
como la vida
como la ausencia.
Juegos de fuego, pasitos
escondidos,
infancia feliz
de juegos sin reglas.
Juego de juego
secreta travesura, siesta cómplice
luego
amaneceres
el fuego envolviendo todo.
Nada se salva, nada queda.
Entonces silencios y ausencias
rodando
intangibles y negados
lecho vacío de río sin nombre
linaje suspendido
ojos volteados donde
la quietud resiste
luz de nuevo
es la vida
el amor

      NUESTRO ÍNTIMO BIG BANG

Frank Otero Luque

Polvo cósmico,
soplado por el Espíritu,
insufla el alma
de la bestia y de la vida.

Un ojo
mira al mundo desde adentro
y, en la entraña de la carne,
reconoce el miedo existencial
desde el origen del Ser.

Una nariz
huele el paroxismo
de feromonas impregnadas
en los riscos / de la lujuria,
y que mueren trasmutadas
en vaho
e-fer-ves-cen-te.

Una antena tubular,
bipolar,
parabólica y diabólica
capta los gemidos
en clave Morse
y sin clave alguna.
Perfectas cinceladas sonoras
que remarcan los surcos del placer,
abriendo nuevos causes
en la memoria indeleble e inefable.

Terremoto, incendio / rayos y truenos;
el conjuro total de todas las fuerzas.

Una boca
escupe la simiente
que repuebla al mundo,
o sólo calma su hambre
unos instantes,
arrojando mendrugos
a los pobres.

Tibia y viscosa lava
del volcán que nunca duerme,
y que sólo erupciona
cuando tú lo invocas.
Estallido y polvo cósmico
que penetra en cada poro,
en cada recodo de la mente
y del alma.

Se renueva el universo
cada vez,
de forma igual y diferente
cada vez.

Dedos,
cinco dedos,
once dedos.
Cada uno es una nota de la escala,
un peldaño / remontado en olas,
en tsunamis progresivos,
progresivamente agigantados,
que bajamos de golpe
con la resaca del éxtasis.

Polvo cósmico
que se queda pegado para siempre
en el sudor del tiempo
y el recuerdo de la piel
que lo recrea a su antojo;
en el aliento de la boca
que lo traga y escupe,
sobreesdrújulo,
esdrújulo,
paroxítono y agudo
a la vez.

Y una lengua,
dos lenguas,
cuatro lenguas,
que se rajan nuevamente
repasando los sabores
de pliegues externos
e internos,
devorándose a sí mismos.

Se nos tapan los oídos,
se nos despeja la nariz
y entrecorta la respiración;
retorcemos los dedos
y blanqueamos los ojos.

Ojo, antena, nariz, boca;
piel, sudor, pelos y entraña.
Somos lenguas,
sierpes enredadas / a punto de explotar,
de ser expelidas / y volvernos polvo
una vez más
en éste,
nuestro íntimo Big Bang.



Arriba
ARRIBA